Buscar este blog

Translate

domingo, 17 de noviembre de 2013

Codillo guisado

Esta es una de las recetas que tenía ganas de hacer desde hace tiempo. Los codillos los he utilizado a menudo para hacer puchero (como en Málaga llamamos al cocido) y en alguna ocasión, lo he comido fuera de casa asado o estofado. Me gustaba mucho su carne jugosa y tierna y hace poco, mi carnicero tenía 2 codillos que parecían decirme "guisame Belencilla" ... jajaja... bromas aparte, me animé y le eché imaginación y bueno, salió algo muy rico, que en casa ha gustado bastante y que seguro, volveré a preparar. Pero me dejo de rollos y me cuelgo el delantal para ir derechita a explicaros como lo hice ¿me acompañais?:

Ingredientes (para 4 personas aprox):
- 2 codillos grandes.
- 2 cebollas y zanahorias grande.
- Especias: laurel, 1 cabeza de ajos entera sin pelar, pimienta molida.
- Aceite de oliva, sal fina
- 1 lata de cerveza (no tenía vino blanco, que también le combina bien).
- 4 patatas de ración para acompañar.

Preparación:
- Poner aceite de oliva virgen extra en el fondo de una olla expres (tradicional, no rápida). Dorar la cabeza de ajos sin que llegue a quemarse. Sacar y reservar.
- En ese aceite, dorar a fuego fuerte los codillos, para sellar bien la carne. Retirar y reservar. 
- Raspar las zanahorias y partirlas a trozos grandes. Pelar las cebollas y trocear también a trozos grandes. Rehogar todo ligeramente en ese aceite. 
- Añadir los codillos, la cabeza de ajo, el laurel, sal, un poco de pimienta molida y la cerveza / vino blanco. Tapar bien la olla expres y subir el fuego a tope. Cuando salga vapor por la válvula, contar 20mnts a fuego suave (la mitad aprox de potencia que tengamos, procurando que salga vapor por la válvula de la olla).
- Pasado este tiempo, quitar la válvula y esperar a que salga todo el vapor (OJO: NUNCA ABRIR CON PRESIÓN). Dar la vuelta a los codillos y volver a tapar y guisar otros 20mnts más a fuego suave (igual que antes).
- Pasado este tiempo y cuando haya perdido toda la presión la olla, abrirla y sacar los codillos a fuente y dejarlos reservados. Quitar la cabeza de ajos.
- Añadir 4 patatas peladas y enteras y volver a tapar y cocinar a fuego suave, desde que salga vapor por la válvula, 5 mnts más. Mientras tanto, podemos ir separando la carne del hueso de los codillos.
- Cuando abramos la olla, reservar las patatas en una fuente aparte.
- Con la salsa que tenemos en la olla expres (las cebollas y zanahorias y todo el jugo que haya soltado los codillos), machacarla de forma irregular con un tenedor o un pasa puré que tenga el disco grueso.
- Servir la carne con una patata de ración, y acompañado de su salsa. Sino lo hacemos con las patatas, podemos dejar la carne deshuesada con la salsa de un día para otro, y ganará en sabor (las patatas mejor cocerlas cuando las vayamos a consumir).
- ¡¡Buen provecho!!

Este es el plato listo para ser servido.


Las patatas cocidas con la salsa (por si queréis presentarlas aparte)



El codillo solo rehogado (estaba crudo por dentro). Dorarlo bien antes de guisarlo,
para sellar la carne y que no se vayan los jugos.