Buscar este blog

Translate

sábado, 13 de junio de 2015

Nachos al horno con bacon y queso

Esta receta es ideal para compartir en familia y amigos. Está hecha en un plis-plas, y admite tantas sugerencias, como imaginación tengamos.

Se come con las manos, en la misma fuente de servir, y en plan picoteo. Ideal mientras vemos una película en la tele (por ej). Y os aseguro que os van a pedir que la repitáis en más de una ocasión.

Yo lo he acompañado de una salsa de tomate casera. Pero aquí entra en juego vuestros gustos: salsa barbacoa, con toques picante añadiendo unas gotas de tabasco, añadir unas rodajas de chiles.....

Con los quesos he jugado y utilizado una mezcla ya preparada de 4 quesos, para que aportarán más sabor. Pero imaginar que nos queremos trabajar esto un poco más, y mezclamos, por ejemplo, quesos manchegos de distintas curación. O queso de cabra suave, con un queso azul como el Cabrales, y un queso mozarella para ser el toque neutro de la mezcla.... Delicioso ¿verdad?

Pues dejémonos de tonterías y vamos al lío, que hay hambre en el ambiente.

Ingredientes para 6 personas aprox:
- 1 paquete de nachos grandes 
- 2 paquete de bacon en lonchas.
- 2 paquetes de queso rallados variedad "4 quesos"
- Salsa de tomate casera.

Preparación:
- Precalentar el horno a temperatura alta.
- Mientras tanto, ponemos en un plato, un papel doble de cocina, y sobre él, unas lonchas de bacon sin la corteza (si la tuvieran). Tapar con otro papel doble de cocina  y cocinar en el microondas, hasta que el bacon estén dorado y crujiente. Puede tardar entre 2 y 4 minutos aproximadamente, según el grosor de las lonchas o el microondas.
- Retirar los papeles del bacon con mucho cuidado, porque quemarán bastante. Toda la grasa del bacon, se ha quedado en los papeles de cocina. Retirar el bacon, y repetir la operación si nos quedan lonchas por hacer. 
- Cuando podamos tocar el bacon, y con la ayuda de un cuchillo o tijeras, ir troceándolos. Reservar.
- Sobre una fuente de horno algo profunda, ponemos una base de la salsa de tomate casera. Repartirnos una capa de nachos encima. Rociamos con un poco más de salsa, queso rallado y el bacon partido. Volvemos a repetir: capa de nachos, tomate, bacon y queso y así hasta completar todo.
- Meter en el horno a temperatura alta, unos 200ºC. Tenemos que hacer que todo el conjunto se caliente, el queso se funda ligeramente y los nachos se queden tostados.
- Sacar y servir enseguida. Buen provecho.

Así es como está el bacon antes de meterse en el microondas


Así es como sale de tostado, y con toda la grasa pegada al papel.


Nachos sobre una base de tomate.


Empezamos a montar capas de salsa de tomate, 
bacon y mezcla de quesos.


Una primera impresión general nada más salir del horno


Primero planto, antes de meter la mano.