Buscar este blog

Translate

lunes, 31 de agosto de 2015

Flan de huevo o flan de la abuela

El más básico de los flanes, y el que muchas abuelas hacían a sus nietos, y posiblemente, con ese tesoro que son hoy en día los huevos camperos.

El flan es uno de mis postre favoritos. Tiene una sencillez que lo puede hacer cualquiera. Además es un postre que va bien en cualquier época del año. Y si comemos fuera, se hace con antelación y es un postre ideal para llevar ya hecho. Y si lo comemos en casa, recordar hacerlo un día antes, para que esté bien frío.

Sus ingredientes son sencillos, fáciles, de cualquier fondo de despensa, sencillo como su nombre. Un nombre por cierto, que tiene mucha historia.... sí, nos remontamos a la época de los romanos para ver los orígenes de este rico dulce. Os dejo este enlace de La Prensa Gráfica donde nos detallen los orígenes de una forma muy clara y sencilla AQUI 

Pero vamos al lío y a meternos en la cocina. Decir que yo he hecho flan con leche de soja, para intolerantes a la lactosa, y han salido muy ricos. Este postre es #singluten y #sinfrutoseco con lo cuál , también lo pueden comer los intolerantes y alérgicos a estos alimentos.  Toca lavarse las manos y colgarse el delantal. 

Ingredientes 8-10 personas aprox.
- 1 litro de leche fresca entera (si es posible). Puede hacerse perfectamente con la leche pasteurizada, pero la leche fresca le da un sabor muy especial para mi gusto.
- 6 huevos grandes. Si fuesen pequeños, añadir 1 o 2 más, según veamos.
- 7 cucharadas soperas colmadas de azúcar blanco.
- 1 cucharadita líquida de esencia de vainilla (es opcional, también se puede poner el interior de una vaina o un poco de canela molida).
- Caramelo líquido para el molde. 

Preparación:
- Empezamos precalentamos el horno a temperatura alta. Ponemos dentro una fuente honda, puede ser la que trae el horno, con agua. El flan se hará al baño maría y es importante que el agua esté caliente cuando se vaya a meter.
- En una jarra amplia o fuente, batimos los huevos con el azúcar hasta que estén completamente disueltos (se pondrán blanquecina la mezcla). 
- Añadir la vainilla liquida y la leche y mezclar todo bien. Reservar.
- Caramelizar el molde que vayamos a utilizar, repartiendo bien entre el fondo y los laterales. Añadimos el preparado que tenemos batido. Y metemos a horno a unos 170ºC durante aproximadamente 45 minutos. Pasado ese tiempo, pinchamos con una barrilla. Si saliera manchada muy líquida, dejar más tiempo hasta que al pinchar, notemos la barrilla que sale limpia o con restos cuajados. 
- Sacar del horno con muchísimo cuidado y dejar enfriar por completo. Una vez frío, poner un film de cocina y guardar en la parte más fría de la nevera hasta que se vaya a consumir.
- Para servir, buscar una fuente redonda y honda. Separar el flan un poco de los laterales. Bastará presionar un poco. Poner la fuente / planto sobre el flan y hacer un giro rápido, como si diésemos la vuelta a una tortilla en la sartén. Con cuidado retiramos el molde donde hemos tenido el flan y rebañamos bien lo que haya podido quedar por los laterales.  ¡¡Buen provechos!!

Flan recién sacado del horno, en molde de cristal.


Momento "miedo" al girar por si se rompe el flan. No fue el caso
y aquí está en la fuente de presentación (honda para que no se salga el caramelo). 


Un primer plano con los "ojos" que nos indican que se ha cocido a fuego
lento y despacio en el horno.